El mundo.

El aire acondicionado se apaga cronometricamente y entonces puedo sentir el vaho del calor golpeandome.
Es verano una vez mas.

“…Evolución caracterizada como un proceso que abarca miles de miles de años en su lenta labor de cambios minimos, de prueba y error hasta lograr una especie dominante…”

Suspirando, comienzo a sacarme el abrigo y para cuando termino ya estoy transpirando.
Aun asi, no puedo permitirme el lujo de perder la ropa asi que la vieja mochila se abomba con el nuevo peso mientras chequeo la herida en el antebrazo.
Ni una cicatriz.
No debería asombrarme; ya han pasado diez años y alguna vez leí que cada siete las células del cuerpo humano se renuevan por completo.
“Como una serpiente” había dicho Mac cuando todavía éramos cuatro.
Cuando nos comieron y nos escupieron acá.

“… Un mundo con un hipotético “campo de tiempo comprimido” que pudiésemos manipular enlenteciendo, o mejor; acelerando el devenir temporal; tendríamos, a falta de una mejor expresión “La evolución en nuestras manos” convirtiendo cada día en meses, cada año en centenios…”

Pero no hay tiempo para lamentos. La húmedas ha vuelto Y con ella los mosquitos.
Si esos malditos no encuentran otra presa antes que a mi lo único que van a dejar es una carcaza y jirones de ropa.
Malditos abortos con su doble aguijón que atraviesa la ropa.

“… Por supuesto, el ciclo de vida de los insectos los hace ideales para la prueba piloto de las capacidades y alcances del experimento…”

Puedo sentirnos.
El enjambre. Como una motocierra que se acerca cada vez mas y mas hasta donde estoy.
Solo tengo una oportunidad.

“…Sin embargo es el progreso de los mamiferos lo que nuestra división armamentistica querrá comprobar de inmediato. Que sucede cuando tomamos a un depredador Apex y lo sometemos al campo, a la evolución acelerada?…”

El primero de los tigres salta de árbol en árbol lanzandone gruñidos desde las copas.
Sus zarpas prensiles pasando a escasos centímetros de mi cabeza
El segundo ni se molesta en acercarse; me sigue desde un costado, su visión de rayos X no me pierde pisada.

“… Lo que, claro esta, nos lleva a la pregunta: y que hay de los humanos?”

La trampa funciona a medias y
Atrás dejo al tigre cayendo de las copas; los mosquitos labzandose sobre el de a cientos esperando saciar su sed.
Pero el segundo…
El segundo es mas listo y solo sale del follaje para tirarse encima mío.
Su media tonelada hace crujir huesos que no sabia que tenía y a duras penas puedo contener su dentellada con el antebrazo que no durara.
Estoy muerto.

“…hasta tener los datos adecuados los cambios que el proceso podría tener en los seres humanos pueden juzgarse como accidentales e impredecibles…”

Pero entonces llega el calor.
Desde adentro, del pecho hacia arriba pero sobre todo en el cerebro, en las cienes.
Como si algo hirviera dentro de mi y solo encontrara una salida.
El calor sale de mis ojos, preciso y reconcentrado como un haz de luz; un laser que decapita al tigre y deja olor a carne chamuscada y ozono en el aire…

“…upuesto, ninguna objeción con la prueba en humanos; pero todos los datos sugiriendo que la investigación tendrá mas éxito si se concentra en nuevos rumbos…”

Fragmentos del informe preliminar sobre el Proyecto “El Mundo” del Doctor Abraham Sivana.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s